MSJ

MIS CAUSAS

Educación

Como país, requerimos darle a la educación el sitial que se merece. No hay país que se haya desarrollado de verdad, que no haya apostado por la educación como LA PRIORIDAD.

EDUCACIÓN

Hacer un diagnóstico de la situación de la educación en el país no es fácil. Tenemos una exclusión educativa que, muy probablemente, en la mayoría de casos es estructural. Debemos cambiar las estructuras, esas inequidades brutales que venimos cargando y que no se pueden resolver de la noche a la mañana, ni sólo desde el Estado.

Tienen que ser temas que los conversemos seriamente, de forma multisectorial, en todo momento, no solo en un momento electoral.

¿Por qué la educación debe ser LA PRIORIDAD?

Porque con la educación se pueden lograr otras cosas. Los planteles educativos del país, en especial en el sector público - tanto urbano, como rural - son espacios donde, además de acceder a la educación como derecho, se puede cuidar también del derecho a la salud, a la nutrición, a la seguridad.

Además, la educación tiene que ser pertinente y relevante en todos los niveles: inicial, básica, bachillerato, técnica y superior, tiene que ser relevante para la sociedad.

Hay que pensar ¿qué tipo de jóvenes, de profesionales, de ciudadanos estamos formando?

También, hay que considerar que estos ciudadanos, en el momento en que terminan la educación, quieren empleo. Y esa educación tiene que ser relevante para  la industria y los sectores que van a generar empleo y también para el emprendimiento.

Estamos en el 2020. Los niños y jóvenes tienen que aprender a tomar decisiones de manera autónoma y para eso, se requiere otra forma de estudiar.

Tenemos que trabajar en metodologías que ayuden a que los jóvenes desarrollen el pensamiento crítico, el pensamiento abstracto, el pensamiento computacional y, sobre todo, que se ejerciten en la toma de decisiones.

Otro de los aspectos que debemos trabajar, si pensamos en educación y, más aún, en esta época de pandemia, es en que el acceso a internet se convierta realmente en un derecho fundamental.

Tenemos que invertir en servicios de internet gratuito para las personas que no pueden pagar, las grandes poblaciones vulnerables. Tenemos que ofrecer esto como política de Estado.

Recientemente se suscribió el Pacto Nacional de la Educación para el Desarrollo Sostenible, que fue impulsado por varios actores: públicos, privados, tercer sector, académico, organismos internacionales, pero esto hay que volverlo una realidad, en el día a día.

Hay que pensar en políticas de Estado, pero además, en alianzas público privadas, en alianzas estratégicas con el privado, porque los privados no son enemigos, pueden ser los principales agentes de cambio, siempre y cuando se lleguen a  alianzas transparentes en beneficio de las grandes mayorías.

Las alianzas público-privadas y con la academia deben enfocarse en la tecnología de punta y la  innovación.

Es posible llegar con el Ministerio de Telecomunicaciones y  CNT, a acuerdos que permitan dar conectividad a todos los barrios, y al sector rural, que es lo más complicado.

Otro tema que buscamos impulsar, por esta vía de las alianzas, es la Educación Dual. Esta modalidad consiste en que, un tercio del tiempo de estudio es  teórico conceptual y luego los estudiantes están en las empresas aprendiendo con funcionarios que son sus tutores.

Con esto logramos potenciar la empleabilidad, la competitividad y la innovación.

Es un modelo que ya funciona hace muchos años y con éxito en Europa y también hay proyectos piloto en el país que han tenido muy buenos resultados. Por eso, queremos potenciar y replicar estas experiencias en beneficio de cientos de jóvenes.

EDUCACIÓN

#Transformándonos, te escuchamos y recibimos tus propuestas

Apoya nuestras causas, envíanos tus comentarios y propuestas. Nosotros nos contactaremos contigo.

Comparte en tus redes sociales